Aterrizar

El anhelo de volar, de sentirme libre y capaz, de lanzarme al vacío, es para mí muy antiguo. No es casual, por tanto, que el símbolo de las alas haya tenido una presencia constante en mi escritura.

Un ala de plata fue la imagen de perfil que utilicé para mi primer blog. En la primera versión, además, escribí una serie de relatos cuya protagonista mutaba de caballero armado a Mujer Halcón.

Retomé una imagen similar para el blog que me ha acompañado durante el largo periplo hacia la maternidad. Esta vez, las alas han sido mi impulso y mi cobijo, e incluso, como palabra, dieron nombre al propio blog, a través de una expresión que tomé prestada de García Márquez.

A pesar de todo ello, hace tiempo que deseo aterrizar. Descender, enraizar, abonarme. Ya no quiero volar lejos: he llegado a un lugar en mi vida en el que deseo permanecer. Sigo teniendo ilusiones, proyectos, ambiciones si se quiere, que crecen como ramas y van buscando la luz. Sin embargo, nada de ello es distinto de lo que ya tengo, solo quiero más de lo que ya hay.

No deseo volar, sino profundizarme. Hundir mis pies en la tierra, ensancharme. Guarecerme en un hoyo que me arrope y nutra el resto de mis días, que me prepare para la tumba. Confundir mis hojas con los nidos de los pájaros y asistir a sus vuelos con una sonrisa de nostalgia.

Soy consciente de que, en el inmenso Jardín de la Existencia, mi vida tiene el tamaño aproximado de una maceta. Después de tanto volar, aún ignoro si seré planta trepadora o chaparra, bulbo en flor o frutal en promesa. Cuando el viento desordena mi pelo, me siento apenas mala hierba, colona de tierras ajenas, yermas de abandono.

No importa. La alegría es haber llegado, el proyecto es ser. La tierra se ha colado ya bajo mis uñas: solo tengo que seguir. Y aunque haya muchas maneras de hacerlo, una de las que me entusiasma es darle vida a este blog.


Y tú, que lees estas palabras, ¿haces uso de tus alas o has decidido aterrizar? ¿Qué opinas sobre estos dos momentos vitales? ¿Crees que uno sucede necesariamente al otro o podrían darse a la vez?

Gracias por compartir tu opinión, sobre este y otros temas, a través de los comentarios o en tu propio blog o red social.

Y si crees que esta entrada podría interesar a otras personas, ¡no dudes en compartirla!

0 0 vote
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x